Plantas para la salud: Enebro (Juníperus comunis)

Es un arbusto de hojas perennes muy ampliamente extendido por Europa, Asia septentrional y América del Norte Los indios americanos usaron sus bayas como tratamiento de la diabetes y también como contraceptivo.

Posee unos conos astringentes que una vez secos son utilizados para la elaboración de salsas y condimentos. El enebro es utilizado para la preparación de  numerosos platos, sobre todo en el norte de Europa.

Destacan en su composición los aceites esenciales (pineno y borneol), alcoholes terpénicos, hidrocarburos, alcanfor, glucosidos, juniperina y otros principios amargos.

Sus bayas, además del uso culinario tradicional, son usadas también como aromatizantes de la ginebra, bebida alcohólica de origen holandés, así como de otras bebidas espirituosas, como es el caso del Pacharán del norte de España.

Posee propiedades diuréticas y antisépticas por lo que son bastante utilizadas en el tratamiento de las cistitis.Aaumenta la eliminación de substancias tóxicas y ácido úrico por la orina, lo que hace que se utilice también contra la gota y el reumatismo. Favorece las reglas en las mujeres y tiene una cierta acción hipoglucemiante.

Debidamente preparadas, las bayas de enebro pueden usarse también en aplicación local para tratar las heridas y para fabricar un aceite que se aplica sobre las articulaciones doloridas o en el tratamiento tópico de las otitis.

A nivel respiratorio es una planta con acción balsámica y expectorante; y a nivel digestivo favorece la secreción de jugos gástricos.

No debe utilizarse durante el embarazo, ni tampoco aquellas personas que padezcan nefritis.

Plantas para la salud: Bardana (Arctium lappa)

La bardana es una planta herbácea originaria de Europa, Asia y América que crece de forma silvestre en ribazos, terraplenes y bordes de los caminos. Ya la usaban los griegos como planta medicinal, siendo también utilizada en la Medicina Tradicional China. Su parte más activa es la raíz.

Fue una planta muy reconocida para tratamientos del aparato urinario y como depurativa, pero por diversas razones, a pesar de su eficacia, últimamente su uso ha decrecido.

En su composición encontramos aceites esenciales, mucílagos, carbohidratos, inulina, fitosterol, sales minerales, taninos y vitaminas del grupo B.

Tiene acción colerética, diurética y laxante, ligeramente hipoglucemiante, sudorífica, depurativa y antiséptica.

Sobre todo se recomienda como planta depurativa con una especial indicación para los problemas cutáneos. También estimula el apetito y se ha llegado a utilizar para tratar los cálculos renales, eczemas, acné, herpes simple, gota y diabetes. También en los dolores de cabeza del Síndrome Premenstrual.

La forma habitual de uso son las tisanas. También es posible encontrarla en extracto fluido, extracto seco y formando parte, junto a otras plantas, de diversos compuestos depurativos.

En uso externo, en forma de cataplasmas, es recomendable para el tratamiento de las heridas, hemorroides y para hacer crecer el cabello.

Está contraindicada en embarazadas y lactantes.