Estilo de vida y neuronas
Alimentos y neuronas
Una buena alimentación favorece la formación de nuevas neuronas

Durante muchos años se ha venido creyendo que los seres humanos nacíamos con un número determinado de neuronas y que los adultos eran incapaces de fabricar nuevas células nerviosas.

Sin embargo, hoy día, sabemos que existen zonas en el cerebro, en concreto el giro dentado del hipocampo y la región subventricular que se relaciona con el bulbo olfatorio, en la que se generan nuevas neuronas, incluso en la edad adulta.

Al proceso de formación de nuevas neuronas se llama neurogénesis. Dicho proceso es beneficioso de cara a mantener un buen rendimiento cognitivo, mejorar los aprendizajes, mantener una buena memoria o una cierta estabilidad anímica.

Descubrimientos recientes correlacionan la disminución de la neurogénesis con la depresión. También sabemos que las situaciones estresantes afectan a dicha neurogénesis en sentido negativo, es decir, disminuyéndola.

Hace poco tiempo que se ha descrito la relación existente entre la fabricación de neuronas y ciertos nutrientes.

Estilo de vida y neuronas
Las células neuronales pueden verse afectadas por el estilo de vida

En nuestra sociedad moderna experimentamos algunas situaciones vitales o estilos de vida que son perjudiciales para la neurogénesis, como por ejemplo el estrés, el sedentarismo y una alimentación rica en grasas y azúcares.

Por el contrario, en la actualidad sabemos que una dieta baja en calorías o el ayuno intermitente beneficia la formación de nuevas neuronas.

Productos tales como los ácidos grasos omega-3, los polifenoles como la curcumina (que procede de la cúrcuma), algunos flavonoides (como por ejemplo los que se encuentran en el arándano, el té y en el chocolate negro sin azúcar), o el resveratrol (uva negra y vino tinto) son también responsables de un aumento en la fabricación de neuronas.

Si resumimos lo anterior, podríamos decir que para mejorar la fabricación de neuronas necesitaríamos:

  • Dieta hipocalórica
  • Ayuno intermitente
  • Evitar el sedentarismo
  • Ciertos alimentos que contienen los nutrientes anteriores, como por ejemplo las frutas, verduras, legumbres y el pecado azul.
  • En algunos casos puede resultar de utilidad la suplementación de ciertas substancias mediante los nutracéuticos adecuados.

Entradas recomendadas

0 Comentarios


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.